El capricho más saludable: crepes de avena y mermelada - Mermeladas La Vieja Fábrica
Crepes de avena y mermelada

El capricho más saludable: crepes de avena y mermelada

Tiempo de preparacion:
30 minutos
Dificultad:
Baja
Raciones:
4
Ingredientes
Mermelada de frambuesaa Cero La Vieja Fábrica
1 huevo
125 g de harina de avena
200 g de leche o leche vegetal
Aceite de oliva
Arándanos
Elaboración

Que levante la mano quien no disfrute con unos deliciosos crepes dulces rellenos de chocolate, mantequilla o mermelada. Reconozcámoslo, casi todos somos golosos y de vez en cuando nos gusta concedernos un capricho. Pero por suerte también podemos mimarnos de forma saludable. No se trata de renunciar a los placeres que más nos gustan sino de buscar alternativas más sanas que nos permitan disfrutar, sin dejar de cuidarnos.

La masa tradicional de los crepes de toda la vida se puede adaptar de forma muy sencilla a una versión saludable, como estos crepes hechos con harina de avena, más ligeros que los tradicionales, que se preparan en unos minutos y que sientan de maravilla a cualquier hora del día. Además, no contienen gluten, por lo que son aptos también para celíacos. Una vez decidida la masa, es hora de que escuches a tu estómago y lo rellenes con los ingredientes que más te apetezcan. Si quieres optar por una combinación sana pero llena de sabor y con un regusto dulce, te recomendamos rellenarlos con mermelada de frambuesas cero de La Vieja Fábrica. Una opción más natural en la que se ha eliminado el azúcar refinado y se ha sustituido por un endulzante 100% natural, a base de un concentrado de manzana y algarroba.

Un plato delicioso que puedes tomar en el desayuno o en la merienda, acompañado de fruta, café o té y yogur. Todo en uno.
 
 ELABORACIÓN:
 
En un bol, mezclar los huevos junto con la harina de avena, una cucharada de aceite  y la leche, batir con varillas hasta que quede una crema fina y sin grumos.
 
Dejar reposar 15 min y hacer las crepes en una sartén pincelada con un poco de aceite a fuego medio alto, añadiendo una capa fina de masa repartida por toda la sartén.
 
Dejar cocinar hasta que los bordes de las crepes empiecen a coger color y dar la vuelta, cocinar por este lado y retirar.
 
Añadir una cucharada de mermelada, extender y doblar las crepes en forma de pañuelo.
 
Servir las crepes con unos arándanos por encima o la fruta que más guste y acompañar con una pieza de manzana, taza de café, yogur con granola.
 

 
 
 
 
 

Receive information on all our promotions and new products.