Prepara tu fiesta de Halloween en casa - Mermeladas La Vieja Fábrica

halloween

Prepara tu fiesta de Halloween en casa

Se acerca la noche más terrorífica del año... ¡o la más divertida! Hace tiempo que Halloween dejó de ser una fiesta exclusiva americana y ahora cada 31 de octubre las calles se llenan de brujas, fantasmas y monstruosas calabazas. Es la excusa perfecta para disfrazarse y montar una fiesta en la que los peques de la casa se lo pasarán en grande. ¿Te animas a celebrar tu propio Halloween?
 

Una noche llena de tradiciones y magia

Todos hemos visto en las películas cómo en Halloween las casas se decoran para recibir a los niños disfrazados que acuden en busca de caramelos al grito de “¡Truco o trato!”. Aunque en nuestras ciudades sea más difícil hacerlo, sí podemos sumarnos a la celebración desde casa con una fiesta para toda la familia. Además, ¿sabías que el origen de Halloween está en Europa? ¡Fueron los americanos los que nos copiaron!

La víspera de Todos los Santos se celebra en muchos lugares del mundo con tradiciones como el colorido Día de los Muertos mexicano. En origen eran festividades celtas en las que se honraban a los espíritus con canciones, velas, comida, cuentos y algo de magia. Los inmigrantes irlandeses lo llevaron a Estados Unidos y allí se convertiría en una de las fiestas más populares.

Disfraces, juegos, cuentos, maquillajes aterradores, calabazas decoradas, sustos, comida divertida y muchos dulces, ¿a quién no le puede gustar una fiesta así? Si quieres quedar de miedo con tus invitados no hace falta que te compliques, para sorprender con la mejor fiesta de Halloween solo hay que poner imaginación y dejarse llevar por el espíritu de esta fiesta.
 

Tu casa también se disfraza

 
Gran parte de la diversión de Halloween son los preparativos, uno de los mejores planes para hacer con niños. Seguro que ya tenéis elegidos los disfraces, pero tu casa también se tiene que vestir para la ocasión. ¡En la decoración de Halloween no hay normas! Comprar accesorios es fácil pero os lo pasaréis mejor con ideas caseras para decorar.
  • Los colores dominantes para triunfar el negro, el blanco, la gama de grises y el naranja, con algunos toques de verde y rojo.
  • Saca del trastero sábanas y trapos viejos y conviértelos en telas fantasmagóricas. Cubre con ellas algunos muebles como si fuera un caserón abandonado. Añade caras de fantasmas para dar más escalofríos.
  • Recorta figuras en cartulina negra de brujas, ratones, fantasmas y gatos tenebrosos, para decorar lámparas, muebles o estanterías. Aún más original: una silueta a tamaño real detrás de las cortinas en penumbra. También puedes entrelazarlas para formar guirnaldas.
  • Usa medias blancas rotas para decorar con efecto de telaraña, y añade arañas y otros insectos de plástico para potenciar el efecto tétrico.
  • ¡No pueden faltar las calabazas! Combina varias formas y tamaños en cualquier rincón y usa las más grandes para decorarlas. Los niños se divertirán ayudando a vaciarlas, y para ahorraros trabajo podéis simplemente dibujar o usar pegatinas para crear las caras. ¿Y si añadís algún accesorio, como mandíbulas de juguete o algún gorro?
  • Las velas ayudan a crear ambiente, mucho mejor si usamos farolillos o portavelas, que además son más seguros. ¿Te animas con un DIY de lámpara terrorífica usando botes de La Vieja Fábrica? Solo necesitas pintura para vidrio y la imaginación de los peques para que ellos mismos hagan sus diseños. ¡Cobrarán vida al iluminarse con la vela!
  • También puedes aprovechar los tarros vacíos para llenarlos de gominolas con formas divertidas: gusanos, calaveras, escarabajos, huesos...
  • Aprovecha los elementos naturales propios del otoño para dar un toque rústico que combina muy bien con Halloween. Por ejemplo, manzanas con caras pintadas, ramas con figuras de brujas voladoras o un centro de mesa de calabacitas con castañas y hojas.
 

Recetas monstruosamente divertidas


En una buena fiesta no puede faltar la comida, y no hay ninguna más divertida que la de Halloween. No hace falta complicarse, puedes disfrutar de platos tan originales como apetecibles empleando tus productos de siempre de forma diferente, como las mermeladas de La Vieja Fábrica que tanto juego dan en la cocina. ¡Anima a los peques a cocinar contigo!
  • Salchichas, panecillos, almendras y mermelada de tomate o de pimiento, es todo lo que necesitas para montar unos mini hot dogs terroríficos a los que nadie se podrá resistir.
  • Galletas divertidas. Aprovecha los cortadores de galletas que ya tienes y adapta la decoración, por ejemplo convirtiendo los hombres de jengibre navideños en simpáticos esqueletos.
  • ¡Más calabazas! Con la mermelada de calabaza La Vieja Fábrica tú eliges: en dulce o en salado. Forma empanadillas con masa de hojaldre recortando formas de mini calabazas, y rellénelas de mermelada con chocolate o con queso y jamón cocido. ¿O querrás las dos?
  • Prepara los platos favoritos de los niños con un toque de miedo; por ejemplo, recortando el queso de la pizza y las hamburguesas como si fueran fantasmas o caras espeluznantes, o decorando huevos rellenos con aceitunas verdes rellenas de pimiento a modo de ojos.
  • Las magdalenas y los muffins dan mucho juego. Las podéis convertir en fantasmas con fondant blanco y ojos de caramelo, o parecerán mordidas por un vampiro con un interior de mermelada de fresa y unos pinchazos para el relleno salga un poco.
  • Decora las bebidas con cubitos de hielo a los que hayas puesto dentro figuritas de insectos, o tiñe el agua con colorante alimentario. Y si usas una ponchera grande, llena un guante de latex de agua, congélalo y retira el plástico, ¡tendrás una mano de hielo espeluznante!
Con estas ideas y lo que se os ocurra solo hará falta poner algo de música, elegir una buena sesión de cine o contar historias de terror alrededor de las velas. ¿Estáis preparados para pasarlo de miedo?
Recibe todas nuestras promociones y novedades
He leído y consiento expresamente al tratamiento de protección de datos en los términos establecidos.